Todo empezó con una pregunta... ¿Por qué tantos futbolistas no están satisfechos con sus espinilleras?

En una encuesta rápida, les preguntamos a 300 jugadores de fútbol profesionales y aficionados qué tan felices estaban con sus espinilleras en ese momento. El 87 % de ellos afirmó que no estaba completamente satisfecho con las espinilleras que usaba. Esto nos hizo pensar: ¿cómo puede ser que haya tantas espinilleras que uno pueda comprar, pero aun así, la mayoría de los jugadores, incluyéndonos a nosotros, no pueden encontrar espinilleras que realmente les gusten?

Aquí hay algunos datos más que recopilamos de la encuesta:
El 12 % de los jugadores ni siquiera usan espinilleras , porque sienten que las espinilleras dificultan su desempeño en el campo. Según su experiencia, las espinilleras eran incómodas y/o no se mantenían en su lugar , por lo que, en su lugar, utilizan espuma, cartón, papel o plantillas para proteger un poco las espinillas.

El 74 % de los jugadores han cambiado a otra marca/modelo de espinilleras al menos una vez en los últimos dos años porque no estaban satisfechos con las espinilleras que usaban.

Después de todo, ¿qué hace que las espinilleras sean buenas? Si tuviéramos que imaginar las mejores espinilleras posibles, ¿qué tipo de características tendrían? Y, ¿cómo llegamos allí, cómo podemos diseñar y fabricar espinilleras tan superiores? Estas fueron las preguntas que nos guiaron para generar ideas innovadoras, investigar y probar materiales, probar diferentes combinaciones, diferentes formas de producción. Finalmente, después de un año de duro trabajo, hemos desarrollado un producto que ha demostrado ser un referente en el mundo de las espinilleras de fútbol y ¡estamos muy orgullosos de él!

Sin embargo, ¡esto es solo el comienzo! Ya estamos desarrollando nuevos productos con la misma dedicación. ¡Nuestro objetivo es mejorar el equipamiento de fútbol y contribuir a que este maravilloso deporte sea aún más emocionante!